Foto 1.jpg

El deportista Enhamed Enhamed contagia su optimismo en la sección ‘Más que 21’ del programa ‘Roscas y Cotufas’

  •   sábado, 30 de abril de 2016

En este espacio radiofónico, que nace de la iniciativa de la Asociación Down Las Palmas y la Fundación DISA, cuatro personas con síndrome de Down entrevistan a diferentes personajes públicos

El deportista de élite Enhamed Enhamed intervino  en la sección Más que 21 del programa de radio Roscas y Cotufas, dirigido por Kiko Barroso, donde compartió una entrañable conversación con el equipo de colaboradores formado por Fátima, Néstor, Patricia y Beatriz. Todos ellos participan en este espacio, impulsado por la Asociación Down Las Palmas y la Fundación DISA, en el que cada dos semanas entrevistan en los estudios de Canarias Radio a diferentes personalidades de reconocido prestigio del Archipiélago.

Durante la entrevista, este campeón de natación hizo un repaso por su carrera deportiva, desde que a los 13 años conviertiera esta práctica en su prioridad, a la que se dedicó en cuerpo y alma, consiguiendo importantes logros al participar en tres paralimpiadas, cinco mundiales absolutos, uno junior y un europeo, además de competiciones de otra índole. Uno de sus mayores éxitos fue en los Juegos Paralímpicos de Beijing 2008, donde se alzó con cuatro medallas de oro, lo que le llevó a ser reconocido como el mejor nadador paralímpico de todos los tiempos.

 Asimismo, tuvo tiempo de responder a la batería de preguntas rápidas que le formuló el equipo de Más que 21, que permitió descubrir que su plato favorito es la pasta, que le inspira la película En busca de la felicidad y que escucha la música de la banda Metallica.

Por otro lado, los entrevistadores profundizaron en diversos temas, como los obstáculos a los que se ha tenido que enfrentar, cuando a los ocho años, se vio afectado por un desprendimiento de retina que le provocó la ceguera que padece, o cuestiones más amables como su ascensión al Kilimanjaro, su experiencia como conferenciante y coach deportivo y ejecutivo, además  de la publicación de su libro Ironmind.

Sin duda, su testimonio es el mejor ejemplo de que no existen barreras ni obstáculos insuperables y es que, como él mismo dice, “no importa hasta donde lleguemos, siempre habrá un talento esperando a que lo descubramos y desarrollemos”.